Excursiones y Aventura

Andorra, el país de los Pirineos

Esquí-en-Andorra

Situado enteramente en los Pirineos, Andorra ofrece un sinfín de actividades de ocio para nuestras escapadas.

De sobras es conocida la afluencia tanto de españoles como de franceses buscando precios más baratos en sus compras. El principado, que aplica un impuesto sobre el valor añadido muy reducido, recibe visitas de extranjeros en busca de perfumes baratos, tabaco o alcohol sin tasa de impuestos o incluso ropa, principalmente de montaña o esquí, en las numerosas tiendas que pueblan la Avenida Meritxell, que une en un largo recorrido decenas de tiendas y centros comerciales de las poblaciones de Andorra la Vella y Escaldes-Engordany, y también en los hipermercados y supermercados, donde podemos encontrar productos franceses que no suelen encontrarse en nuestro país. Y mi favorito: cientos de variedades de chocolate.

Pero Andorra es mucho más que compras baratas: es un destino ineludible para una escapada romántica de fin de semana, pues sus hoteles, que generalmente se hallan totalmente reservados en la temporada de esquí, tienen interesantes ofertas fuera de esos meses, que suelen incluir cenas románticas o estancias en sus Spas propios o en el enorme espacio termolúdico Caldea. Hoteles como el Hotel Fénix, el Roc Blanc, el Hotel Termes Carlemany, el Andorra Park o el Carlton Plaza harán sin duda las delicias de quienes gustan la hospitalidad, gran servicio y alta calidad que los hoteles andorranos ofrecen.

Andorra es también, cómo no, esquí. Las decenas de kilómetros que ofrecen sus numerosas estaciones, repartidas en los dos consorcios GrandValira (Canillo, Pas de la Casa,Grau Roig, Soldeu-El Tarter) y VallNord (Pal, Arinsal, Ordino, Arcalis), son la delicia de miles y miles de aficionados al esquí alpino, de fondo o snowboard que cada año se desplazan al pequeño país de los Pirineos.

Una excelente forma de pasar un fin de semana emocionante, relajante o romántico, en un país que ofrece actividades para todos los gustos y edades.