Cine y TV

Chantaje

Chantaje. 

Parece que la huelga de guionistas de Hollywood contagió a un par de colegas de otras partes del mundo. Es que la historia de la co-producción britanico-canadiense “Chantaje” da cuenta de un guión poco trabajado, de giros y giros que poco le suman a la trama y de un grado de explicación explícita del film por parte de los personajes como si se tratara de una película para niños.

Empecemos por el principio. Neil Randall (Gerdad Butler mejor conocido como “Leonidas” en “300”) y su esposa Abby (Maria Bello, el que no la tiene de nombre es porque no vió “Una historia violenta”, ya que después de las escenas de sexo-violencia que protagoniza con Viggo Mortensen sería imposible olvidarla) llevan, al parecer, una vida tradicional: él como publicista, ella como ama de casa y amorosa madre de su pequeña hijita Sophie. De repente irrumpe en la trama Tom (Pierce “007” Brosnan o para los que lo siguen desde hace más tiempo “Remington Steele”), el malo en cuestión. Pero no se trata de cualquier malo, sino de uno muy muy malo e inclusive hasta sus justificaciones son malas para explicar su comportamiento. En fin, Tom somete a Neil y Abby chantajeandolos con que tiene secuestrada a su hija y los obliga a llevar a cabo todo tipo de acciones que perjudican el trabajo de Neil.

El final es difícil de imaginar y a pesar de ello el film no tiene muchos puntos a favor. De sus 96 minutos, la primera hora es practicamente descartable dado el final del film y solo sirve a fines efectistas y poco narrativos. La otra media hora es pura historia rebuscada para darle sentido a los primeros 60 minutos del film.

Puntos rescatables los hay, aunque pocos. Entre ellos, ciertos momentos de climax bastante bien logrados, aunque, insisto, solo sirven a fines efectistas para lograr algún impacto momentáneo en el espectador, pero analizándolos dentro de la trama, poco aportan a un buen desarrollo narrativo. Además, cabe destacar el trabajo de Brosnan que al igual que en el western “Enfrentados” (aka*“Seraphim falls”, ¡recomiendo!) logra interpretar a un villano que a pesar de sus atrocidades finalmente logra hacernos sentir un poco de su lado. Nótese que para ello contribuye un rudo y callejero acento británico muy distinto al estilizado y pulido que utilizó en sus cuatro interpretaciones del agente James Bond.

Giros forzados, golpes de efecto bastante refritados y mucho dialogo explicativo contribuyen a que los que tengan ganas de ver esta película esperen hasta que se edite en DVD para no salir indignados del cine.

Puntuación: 4 de 10

FICHA TÉCNICA
Dirección:  Mike Barker.
Guión: William Morrissey.
Elenco: Piercer Brosnan, Gerard Butler, Maria Bello.
Origen: Reino Unido y Canadá (2007).
Duración: 96 min.

* aka = Also Known As (“también conocido/a como” en inglés)