Libros

España se resiste al libro electrónico

Mientras la última novela de Julia Navarro en papel ha vendido 300.000 ejemplares en seis meses, de su versión digital sólo se han vendido 300. El libro electrónico no encuentra su camino en España. Hay libreros que reconocen solo haber vendido 100 ejemplares de libros electrónicos desde el boom del formato gracias al escándalo levantado por el iPad y los lectores electrónicos.

Libranda, la plataforma conjunta de las grandes editoriales, no ha cumplido con sus expectativas, ni de lejos: sólo 23 librerías se han sumado. Y difícilmente los precios harán que la tendencia se revierta: apenas son un 30% menos que el formato físico, y con un IVA mucho más alto: los libros impresos pagan el 4%, y los electrónicos, 18%.

Esa son las cifras y el panorama que reúne y describe Público: la facturación del libro electrónico en lo que va del 2010 no ha llegado a rebasar el 2% del negocio editorial. Un margen de venta de 10 ejemplares digitales al mes por librería, contra los 500 diarios que se venden en una jornada floja.

¿La culpa es de la piratería o de un negocio mal planeado, caro (un lector cuesta una media de 300 euros) y sin una red para recibir la producción? En España sólo hay 80.000 ereader y 30.000 iPad.

El libro de papel puede dormir tranquilo, al menos aquí

Fuente | Público

Imagen | La Voz de Asturias

  • Librero

    Desde luego, si las cifras reales se pareciesen a las publicadas en este artículo, sería un desastre, y ningún empresario, por bueno y creyente que fuese lo mantendría.
    Por suerte para los que vendemos ebooks, las cifras son bastante más optimistas. No se vende lo mismo que de papel, pero ya en noviembre se ha superado el 5%