Cine y TV

‘Gravity’ no es una película

Póster de 'Gravity'El pasado 4 de octubre llegó a nuestros cines ‘Gravity’, la última película del director mejicano Alfonso Cuarón. Toda una experiencia audiovisual que te mantiene agarrado al asiento de principio a fin y que logra transmitirte la angustia del vacío y silencioso espacio.

Empiezo corrigiendo el título de la crítica. Obviamente ‘Gravity es una película, claro, pero también es algo más, una experiencia. Siempre he defendido que el cine, como modo de expresión artística que es, debería provocarnos sensaciones. No me refiero a las sensaciones de decepción, vergüenza ajena e incluso ira homicida que provocan la mayoría de películas que se hacen últimamente. Me refiero a sumergirte en la historia de tal forma que llegues a sentir lo que el protagonista siente, a “vivirla”. Creo que Alfonso Cuarón ha conseguido conjugar en esta película los medios cinematográficos, audiovisuales y técnicos para lograr tenernos acojonados sufriendo durante toda la cinta por la supervivencia de su protagonista.

Gravity’ es una película de esas en las que vale la pena, no solo ir a verla al cine, sino escoger cuidadosamente la sala en la que disfrutamos de ella. Los afortunados que puedan acercarse hasta una sala IMAX no deberían dudarlo, y los que no, deberían asegurarse de seleccionar una pantalla HD y reservar unos asientos no demasiado alejados. El 3D es opcional, y seguramente no se le saca todo el jugo que podría, pero mejora la experiencia.

gravity007El argumento nos habla de una misión espacial en la que la doctora Ryan Stone, interpretada por Sandra Bullock, afronta su primer viaje espacial. Acompañada en el trasbordador por un excelente equipo capitaneado por el veterano astronauta Matt Kowalsky, a quien da vida George Clooney, Ryan trata de poner en marcha un software que ella misma ha diseñado. La repentina destrucción de un satélite provoca que una nube descontrolada de restos espaciales se dirija hacia la posición en la que se encuentran, obligándoles a abortar la misión apresuradamente. Para su desgracia, no tienen tiempo suficiente, y la lluvia de basura espacial impacta contra ellos, dejándoles sin comunicaciones y causándoles graves daños. Solos, a ciegas y sin reservas de oxígeno, los supervivientes deberán encontrar un modo de regresar a la tierra antes de que los restos, orbitando a gran velocidad alrededor del planeta, vuelvan a la carga.

Imagen 'Gravity'Creo que la mayor virtud de ‘Gravity’ es como recrea el hecho de estar en el espacio. Aunque probablemente un experto podría sacarle más de una pega, la verdad es que es evidente la intención por cubrir detalles como la ausencia de sonidos, lo cuales si se oyen es a través del contacto con los astronautas, tal y como ellos los oirían desde el interior de su traje. La escena de la destrucción de la Estación Espacial Internacional en segundo término, en completo silencio, sin que escuchemos ni el más mínimo ruido de explosión es francamente sobrecogedora. Cuarón juega con el silencio, pero también experimenta con planos de muy diversos tipos. Desde la secuencia en primera persona dentro de la estación espacial China, hasta un espectacular plano secuencia en el que la cámara comienza completamente alejada de una Sandra Bullock que gira descontrolada en mitad del espacio y se acerca poco a poco hasta atravesar el cristal de su casco y meterse dentro, mostrándonos lo que ella ve, para volver a salir de nuevo. Exquisito.

Imagen 'Gravity'La ganadora de un Oscar Sandra Bullock, quien a menudo ha sido tildada de no resultar lo suficientemente creíble en papeles “serios”, nos ofrece aquí una interpretación sentida e intensa, la carrera de fondo de un personaje que es el arquetipo del “héroe por accidente”, ese de quien menos se esperaría que superara los obstáculos a los que se enfrenta y que logra salir airoso de ellos, una carga que la actriz lleva en solitario durante la mayor parte de la cinta. Su partneire en esta aventura espacial es un George Clooney cuyo carismático personaje representa el contrapunto del de Bullock. Es experimentado, seguro y siempre sabe lo que hay que hacer. El otro personaje protagonista en esta historia es el propio espacio, un inmenso y precioso ambiente que Cuarón logra mostrarnos como peligroso, mortal y a la vez infinitamente hermoso.

Gravity’ es una propuesta diferente, intensa, única y sorprendente que no deberías dejar de ver. El director de ‘Hijos de los hombres’ (2006) y ‘Harry Potter y el prisionero de Azkaban’ (2004) ha tardado siete años en volver a dirigir un largometraje, pero cuando lo ha hecho nos ha dejado sin aliento, con una película que no es una película, es una experiencia.

5 estrellas5

Título original: Gravity. País: USA. Año: 2013. Duración: 90 min.  Género: Ciencia-ficción. Estreno en España: 4 Octubre 2013.

  • Marc Gelpi Mateu

    Al lado de “Apollo XIII” es una de las películas que muestra bien el espacio (dentro de las licencias por dramatismo).

  • Pingback: La antorcha olímpica llega hasta el espacio » Blog Deporte