Cine y TV

Los mejores actores del cine. Javier Bardem

Los Mejores Actores Del Cine Javier Bardem

Fue el primer español en ser nominado a los premios Oscars en el 2000. También fue el primero en ganar un premio de esta categoría por su actuación en No Country for old men. Es un excelente intérprete y ha desarrollado roles totalmente distintos, una muestra total de su categoría.

Javier Bardem proviene de una familia dedicada al arte. Nació el 1 de mayo en Las Palmas de Gran Canaria, España. Sus abuelos eran actores reconocidos, su tío director de cine y su madre y sus hermanos también son actores. Primero quiso dedicarse a la pintura, y también jugó al rugby, hasta pudo ser parte de la selección española.

 Pero Bardem se dio cuenta que debía dedicarse a la actuación. Comenzó trabajando en distintos grupos teatrales y más tarde en el programa de televisión El pícaro. En 1990 debutó en el cine con Las edades de Lulú, de Bigas Luna. Con Jamón, Jamón recibió una nominación a los premios Goya y fue reconocido y adquiriendo fama. Siguió trabajando en varias películas como Huevos de oro, Días contados, Boca a Boca y Los lunes al sol. Y así fue acumulando premios.

En 1997 trabajó junto a Almodóvar en Carne trémula, y tuvo otra nominación a los premios Goya. En el 2000 obtuvo la fama total y fue una revelación en el cine por su actuación en Antes que anochezca. Lo nominaron al Oscar y al Globo de Oro como mejor actor principal y aunque no se llevó el Oscar su nombre ya se empezaba a escuchar en Hollywood. En el 2004 obtuvo la Copa Volpi en Venecia por por su papel en Mar Adentro.

En la actualidad siguió realizando estrenos. Entre sus últimas películas están Collateral, Los fantasmas de Goya, El amor en tiempos de cólera y No es país para viejos, película con la que se ha consagrado en Estados Unidos teniendo una repercusión mundial y todo ello certificado con un premio Oscar.

Se trata de un excelente actor con una filmografía que crece al igual que sus premios y su popularidad.

Fuente: El criticón     |     Imagen: Sin Miedo