EventosLibros

Nicanor Parra: Cervantes 2011

El poeta chileno se levanta con el Premio Cervantes del 2011. Una decisión justa y acertada que da visibilidad a una de las obras poéticas más solidas de la lengua castellana.

Nicanor Parra es saludado como el creador de la antipoesía, que de anti no tiene nada, pero que sí es un intento por sacar a la poesía en español del marienismo que la herencia nerudiana la había encerrado. El resultado es una poesía ríspida, poco elegante, cercana a los abismos de la humanidad, pero llena de un amor por el lenguaje y las infinitas posibilidades del poema.

Parra, muchas veces ignorado por la Academia y una figura marginal de los cursos de poesía, a sus 91 años, es merecedor del Premio Cervantes 2011, con una dotación de 125 mil euros. Es una figura que rebasa la escueta descripción hecha por las autoridades culturales españolas al anunciar el galardón: “Una trayectoria muy amplia, toda una vida dedicada a la poesía”.

Nicanor Parra Sandoval nació el 5 de septiembre de 1914. Hijo de una modesta familia de San Fabián de Alicon (Chile), se licenció en Ciencias Exactas y Físicas por la Universidad de Chile. Su primer libro de poesía (Cancionero sin nombre), fue publicado en 1937. Poco después se trasladó a Estados Unidos para estudiar mecánica. A su regreso a Chile, fue director interino de la Escuela de Ingeniería de la Universidad de Chile. Realizó estudios en Oxford.

Conocida es su oposición a la poesía tradicional de Pablo Neruda. Fundó la antipoesía, con la que llevó el lenguaje coloquial a la poesía. Entre sus obras se cuentan Poemas y antipoemas (1954), Antipoemas (1960), Manifiesto (1963), Obra Gruesa (1969), Poesía política (1983), Poemas para combatir la calvicie (1993) y Páginas en blanco (2001).

Acerca de sí mismo, asegura: “Durante medio siglo la poesía fue el paraíso del tonto solemne hasta que vine yo y me instalé con mi montaña rusa”.

Parra recibirá el premio el 23 de abril en la localidad madrileña de Alcalá de Henares, ciudad natal del autor de El Quijote.