Eventos

A nadie gusta el uniforme olímpico

Se han dado a conocer los uniformes que la delegación olímpica española va a vestir en los inminentes Juegos de Londres, y la polémica no se ha hecho esperar.

Para comenzar, el diseño de los uniformes proviene de la firma Bosco di Cliegi, una empresa rusa que, desde el punto de vista de muchos de los profesionales de la moda, no merece el derecho que correspondía a alguna de las muchas firmas españolas.

Desde la Asociación de Creadores de Moda de España (ACME) han señalado: “En un país como España, con grandes diseñadores y una potentísima capacidad de distribución, no nos parece correcto que se recurra a una empresa rusa”, y añaden: “se ha perdido una ocasión para potenciar la imagen de marca de nuestros productos”.

Las críticas apuntan en el sentido de que el uniforme no muestra las tendencias de la moda española, muy diferentes de la rusa.

Lo segundo es el uniforme en sí, que desde la opinión de una modista española: “Lo único que representan es la imagen estereotipada y anticuada de nuestro país”.

El diario La Vanguardia ha recogido opiniones de las redes sociales donde se califica al uniforme de ser una pieza “poligonera” y “casposa”.

Sin embargo, en el Comité Olímpico Español se han mostrado más que contentos con la elección de un diseño que, según su punto de vista, muestra “las señas de identidad tanto de España como de marca”.

Desde el Comité han defendido la selección de Bosco di Cliegi: “Ninguna marca ni ningún diseñador español se ha puesto en contacto con el COE para vestir a los deportistas. No lo han hecho ahora ni tampoco lo hicieron en Pekín. Además, Bosco es uno de nuestros patrocinadores, con lo que nos pagan por llevar su ropa”.