Cine y TV

Up: la defensa de lo aburrido

Carl Fredricksen, un anciano ex vendedor de globos, abatido por la feliz memoria de su vital esposa y asediado por los carroñeros inmobiliarios, decide romper con todo, y eleva (literalmente) su casa, e impulsado por globos emprende el viaje a las paradisíacas Cascadas Paraíso, en Sudamérica, el sitio que nunca pudo visitar con su amada Ellen. Desgraciadamente, lo que se anunciaba como un plácido viaje dormitando en el sillón de la sala se ve alterado por un polizonte: el pequeño Russell, un voluntarioso boyscout que trastocará ese viaje de retiro en una aventura de descubrimiento y aceptación de la muerte.

Lo que se inicia como un filme realista (la hermosa secuencia que narra el encuentro, la relación y la muerte de Ellen) se convierte, con la destellante aparición de los globos, en la película más delirante de Pixar. Ahí desfilan, además de la casa voladora, un explorador perdido, perros parlantes (con odio arcano por las ardillas), un ave prehistórica, batallas en biplazas…

Sin embargo, a pesar de su apasionante imagenería visual, de su pulso de aventura-homenaje a la Isla Misteriosa, El Barón Rojo y la literatura de Road Dahl, lo que yace en el fondo de Up (rebautizada por El Señor que Traduce los Títulos de las Películas como “Una aventura de altura”) es la defensa de lo aburrido.

Cuando Rusell le narra a Carl la única tarde feliz que ha pasado con su padre (tomando helados sentados en la calle y contando autos), “es aburrido contado así, pero para mí fue muy divertido“, el anciano adquiere (como el crítico en Ratatouille) las claves para comprender el mensaje que le aguarda en las últimas páginas del cuaderno de recortes de Ellen (“guardo las últimas páginas para contar mi aventura”): la placidez del amor que contemplado desde fuera es sopor, pero que desde dentro es la más intensa de las Odiseas, y la inspiración para vaciar la casa, y ligeros del pasado, hacer lo que podamos por esos que aún están a nuestro lado.

Up está dirigida Pete “Monster Inc” Docter, y se puede encontrar en cartelera en Hispanoamerica. En España se estrena el 14 de agosto.